10 diferencias entre la universidad y la secundaria

En esta nota...

Vamos a conocer 10 aspectos que diferencian la facultad de la secundaria. Ideal para aquellos que están pensando en elegir una carrera universitaria. Leer más

Por:

Soy programador web y estudiante de Sistemas. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.

universidad-secundariaUn día la secundaria se termina. Hay que elegir entre seguir una carrera terciaria o universitaria o ponerse a trabajar. Para tomar esa decisión es preferible estar bien informado. En esta nota voy a comentar 10 aspectos que considero importantes que marcan la diferencia entre estudiar en la universidad y en la secundaria. Son generales así que no están pensados para ningún tipo de facultad o escuela media, sea pública o privada; y tampoco para ninguna carrera en concreto.

Más libertad

En la facultad nadie te obliga a cursar ni a estudiar. Te toman lista en algunas asignaturas, pero en realidad nadie te va a estar atrás exigiéndote nada. La institución y los docentes ponen las pautas de cómo se desarrollan las clases y de qué manera se promocionan las materias. En base a eso uno puede tomar las decisiones que considere pertinentes y los métodos que considere mejores para lograr los objetivos.

Más exigencia en los exámenes

Ya no es como en la secundaria que se estudiaba dos o tres días antes de una prueba. En general, para un examen parcial se requiere, primero, llevar la materia al día y luego sí, intensificar el estudio los últimos dos o tres días. Pero deben entender que el estudio para el examen en realidad es constante, cada vez que leen un texto o resuelven un ejercicio. Los finales requieren mayor preparación, en general. Semanas y hasta más de un mes de estudio, en algunos casos.

Ritmo más rápido

Los docentes explican un tema detrás de otro. Lo hacen con claridad, pero también a gran velocidad. En una sola clase pueden abarcar lo que en la secundaria se ve en una semana o dos. Este aspecto es, tal vez, el que más perjudica a los jóvenes ingresantes. No terminan de asimilar un tema y ya deben estar entendiendo otro.

Requiere más tiempo de estudio fuera de clase

Los docentes explican, pero no son la única fuente de conocimiento. En la mayor parte de la bibliografía que les den encontrarán todos los temas en profundidad. De esta forma, los maestros son sólo guías que ayudan a los alumnos a entender. El verdadero estudio de la materia se realiza por cuenta del alumno fuera de clase.

Para los que estén pensando en elegir una carrera universitaria tengan muy en cuenta este ítem. Se requiere mucho tiempo de estudio fuera de clase. Esto significa estar varias horas del día, todos los días, abocados al estudio, ya sea leyendo, resumiendo, resolviendo ejercicios o realizando investigaciones y trabajos prácticos.

Más responsabilidad

Al no tener a nadie presionando, la responsabilidad de estudiar y llevar adelante la carrera recae exclusivamente en el estudiante. Esto implica tener un compromiso con el objetivo que se quiere alcanzar. Mantener una constancia. Evitar faltar y postergar los exámenes. En una frase: tomárselo en serio.

Materias con grandes temarios

Se podrían asombrar al examinar la cantidad de temas que abarcan algunas asignaturas. A veces son tantos, que no se llegan a ver todos en clase. Esto deriva en dos aspectos que ya mencioné: ritmo más rápido y mayor cantidad de tiempo de estudio fuera de clase. En algunos casos, esto también supone una carga horaria mayor dentro de la universidad.

Trabajos prácticos desafiantes

En la secundaria, los trabajos prácticos siempre eran sencillos. Había que realizar algún tipo de investigación, recopilar información de algunas fuentes o realizar algún tipo de experimento y transcribir los resultados. Pero en la universidad, los trabajos prácticos pueden ser muy difíciles. Tanto es así que pueden llegar a no creerse capaz de realizarlos cuando el docente les comente qué es lo que tienen que hacer. Esto es normal y a no desesperarse porque siempre les van a plantear tareas que pueden llevar adelante, aunque eso sí, van a ser muy desafiantes.

Diferentes posturas sobre un mismo tema

Hemos hablado sobre las cátedras en Mentes Liberadas. Son distintos cursos sobre una misma asignatura, cada uno con un enfoque distinto y con temarios que puede variar bastante. Son los alumnos los que eligen con cual cursar según la orientación que prefieran para su carrera.

Otro ambiente

Quizás lo que más curiosidad despierta a los que están en la secundaria. ¿Con qué ambiente se van a encontrar? Es totalmente distinto. Todas las personas, o la gran mayoría, van a estudiar por motivación propia. Algunos trabajan además de estudiar así que el tiempo que le dedican al estudio se lo toman muy en serio.

La seriedad y la formalidad con que se encara la carrera no significa que no haya momentos de distensión y que no vayas a hacer amigos. Nada eso, pero sí hay que pensar que, en realidad, todo gira en torno al aprendizaje y al estudio.

 

Y hasta aquí hemos llegado. Pero ¿cómo? falta un ítem más, son sólo 9. El último aspecto que diferencia la universidad y la secundaria lo dejo vacante para que lo completen ustedes en los comentarios. Invito a los que recién ingresan a la facultad a que nos cuenten a todos que otras diferencias encontraron. Esto puede ser de gran utilidad para los que están pensando en seguir una carrera y quieren saber de qué se trata.




Soy programador web y estudiante de Sistemas. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.

También puede interesarte

14 comentarios en “10 diferencias entre la universidad y la secundaria

  1. Muy bueno el artículo. Hoy comencé las clases en la universidad y una de las primeras cosas que noté fue el ritmo más rápido. Efectivamente explicó más de un tema en una sola clase cuando eso en la secundaria es un tema durante 2 semanas o 3.

    Una cosa que cambió, al menos en mi facultad no se si en todas es así, es que no nos avisan en el aula las novedades y esas cosas, sino que hay pizarras y ahí van colgando los avisos con las novedades. Lo primero que tenemos que hacer es mirar la pizarra para no llevarnos “sorpresas”.
    Otra cosa es que uno mismo debe inscribirse en las materias para por ejemplo, poder rendir exámenes.
    Pensándolo bien esto tendría que ver con la responsabilidad.

    Eso es en la facultad a la que asisto, no se si es así en todas o en la mayoría.

    Saludos.

  2. la universidad requiere mas horas de estudio y lectura la secundaria es estudios de todos matematicas lenguaje historia geografia y asi sucevimante y asi poder elejir tu orientacion adecuada
    es un embole las dos pero la secu es ams suave creo!!

  3. la facultad requiere mas horas de estudios y dedicacion a los contenidos ya que ahi tomas apunte vos y el docente que dicta rapido aveces en la secundaria te hacen tomar apuntes o resumir aspirante a ciencias economicas

  4. En la universidad la mayoria van con el proposito de aprender a diferencia de la secundaria que la mayoria van obligados por sus padres.Se le puede decir, mas COMPROMISO con los estudios, y la carrera misma.
    Saludos y gracias por todo la ayuda que brindan en sus articulos!

  5. No creo que esto ocurra en todas las facultades pero una de las diferencias que encontré en mi facultad es lo poco que los profesores explican…
    Es como que buscan que vos sólo te enseñes , mediante libros , internet , etc. Muchos explican un tema muy por el aire… y he tenido profesores que no quieren explicar y que sólo quiere que les consultes dudas.
    En el mejor de los casos te ocurrirá en un par de materias eso… pero he escuchado que en otras facultades (de física sobretodo) no explican absolutamente nada ya que buscan que el alumno sepa autoenseñarse.

    Es estresante…

    Otra cosa que me esperaba era hacer amigos… no siempre es una historia verídica eso .. 😛

    1. Cecilia

      Sí, es cierto lo que decís. En algunas universidades esto es mucho más evidente que en otras. Al principio resulta bastante chocante y molesto, pero con el tiempo el alumno se termina acostumbrando.

      Respecto a hacer amigos, quizás depende de cada uno, pero es verdad que ocurre que en algunas facultades es muy difícil coincidir con otra persona en más de una materia, por lo que es bastante complicado socializar y hacer amistades.

      Gracias por tu comentario
      ¡Saludos!

  6. Seguramente muchas de las diferencias entre la universidad y la escuela media o secundaria ya fueron planteadas, y seguramente con el tiempo se nos ocurrirán otras… Pero me interesaría ir un poquito más allá. A pesar de las notables diferencias entre un nivel educativo y otro, ¿la escuela secundaria no debería preparar al alumno para que pudiese atravesar la educación terciaria o universitaria con el mayor éxito posible?.

    Algo que vengo viendo hace tiempo es que la escuela secundaria, al menos en Argentina, cada vez tiene menos razón de ser, está desvirtuada, tiene un “conflicto de identidad”. Antes pretendía ser el acceso a la universidad, ni siquiera tenía una identidad propia, sino que era considerada como un mero nexo entre dos niveles educativos, pero consideraban a los alumnos ya como adultos. Además, muchos de los que terminaban la secundaria no continuaban sus estudios (de los pocos que iban). Sin embargo, al egresar, contaban con todas las capacidades para desempeñarse tanto en un trabajo como en la universidad. Luego, al aumentar la matrícula en la escuela secundaria, empezó a construir su propia identidad, y la sociedad podía diferenciar el ambiente de la “primaria” con el de la “secundaria”. Si bien seguía sin ser obligatorio, era mucho mayor la concurrencia de alumnos, y muchos de ellos terminaron siendo la primera generación de graduados universitarios. A estas alturas, muchos de los que iban a la secundaria, sabían o al menos pretendían continuar con sus estudios y ser profesionales en el futuro.

    En la actualidad, y con mayor énfasis desde que se estableció su obligatoriedad, la escuela secundaria en Argentina pasó a cumplir la misma función que la primaria, es decir, brindar una formación general y contener socialmente. Sigue siendo el paso previo a los estudios superiores, pero en el pasado, aquel que terminaba el secundario podía ingresar al mundo laboral calificado con sólo ese requisito, y hoy en día eso ya no es posible. No sólo por una cuestión de competencia laboral, sino por una cuestión de competencias en general. El egresado de la escuela secundaria de hoy no cuenta con las mismas capacidades del egresado de la escuela secundaria de antes. No hay diferencia entre el egresado de la escuela secundaria de hoy y el egresado de la escuela primaria de antes. Por lo tanto, eso redunda en un descenso en la calidad educativa relativa y absoluta, ya que el contenido se “estira” en una mayor cantidad de años, y además es diluido para cumplir con exigencias estadísticas (para evitar el “fracaso escolar” del alumno, cuando en verdad deberíamos estar hablando de “fracaso del sistema escolar”). Entonces, tenemos una persona de unos 17/18 años (si no repitió nunca) que sabe menos que alguien que tenía 12/13 años hace unas décadas atrás.
    Sin embargo, la universidad nunca cambió su modalidad ni su perfil. Acceden y se reciben aquellos que tienen las herramientas necesarias para poder afrontar lo que la universidad propone. El que puede, puede, y el que no, no. Y no creo que eso esté mal. La diferencia es que antes, la mayoría de los que iban a la universidad, con mayor o menor esfuerzo, podía. Finalmente, teníamos buenos profesionales asegurados al finalizar las carreras elegidas, lo que resultaba en trabajadores calificados con posibilidades de crecimiento profesional, y sobre todas las cosas, crecimiento personal.

    Saludos

    1. Sí, coincido en tu observación. Lamentablemente esa diferencia de nivel se manifiesta mucho y hace que gran parte de los alumnos que ingresan a la universidad no estén preparados.

      Es un tema que da para mucho más, sin dudas.

      Gracias por tu comentario
      ¡Saludos!

  7. Hola yo ya estoy en tercer año de la universidad y la verdad que es una responsabilidad de cada uno. En la secundaria no estudiaba nada y me llevaba varias materias por año jaja. Lo que me da gracia es que pensar en un futuro me hizo ser responsable en la universidad. Nunca lo espere de mi. Saludos.

    1. Angela

      A todos nos pasa que cuando se empieza la universidad nuestra mente cambia. Nos damos cuenta que lo hacemos por nosotros mismos y entendemos por qué hay que estudiar.

      Gracias por contarnos tu experiencia
      Saludos

  8. hola soy un chico de secundaria y me estoy preparando para ingresar a la universidad y con todo el tema de que la universidad es otra cosa me da un poco de miedo y me acobardo un poco. algo que me puedan sugerir para estar mas seguro de mi mismo y de no tener esos pensamientos que tengo? gracias saludos

  9. Yo coincido con Martin, antes por ejemplo mi viejo no termino la universidad pero el empleo lo tuvo, y saber sabe tanto, antes simplemente en la secundaria te preparaban para la transición de la universidad, la formacion era mucho mas exigente que ahora, te preparaban para lo que era la universidad. Mi sugerencia, es que crearan ciclos orientados como los sociales y humanísticos o naturales y exactos, pero para todo los años de la secundaria y tratar de incentivar al alumno a estudiar, de esa manera un alumno que estudie sociales y humanísticas puede resultarle menos complicado abogacia, escribania o profesorado de historia, de la misma forma quien estudie naturales y números exactos le costara menos medicin, comercio exterior. Eso en mi secundaria se aplica en los ultimos años. Mi propuestas seria otientar las secundarias a materias o temas específicos, por ejemplo 6 0 7 años de secundaria enseñarle lo mas importante para ser abogado o medico a los alumnos, asi como las experiencias laborales, de esa manera cuando ingrese a la universidad sera mas llevadero. Para el que estudie por ejemplo ingeniera en la Escuela Tecnica Henry Ford para cuando vaya a la universidad, sera mucho menos complicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*